Declaración Oficial de SOCHIMEF respecto a Cuenta Pública Presidencial

Santiago, 2 de Junio de 2018

DOCUMENTO OFICIAL DE LA SOCIEDAD DE MEDICINA FAMILIAR CON RESPECTO A CUENTA PÚBLICA DEL PRESIDENTE SEBASTIÁN PIÑERA

A 40 años de Alma Ata y de la participación activa de Chile en el proceso de construcción de una estrategia de Atención Primaria de Salud fuerte y comprometida como eje del Sistema de Salud, resultan al menos sorprendentes las declaraciones en la cuenta pública del Presidente de la República.

Desconoció el trabajo comprometido y permanente de los Equipos de Salud en los Centros de Salud familiar que construyen día la fuerte red de Atención Primaria de Salud de éste país. Equipos fuertemente comprometidos con la salud de las personas; trabajando, muchas veces en condiciones adversas, sin claudicar. Soportando los vaivenes de cambios políticos y manteniendo su fortaleza. El concepto de la estrategia de APS trasciende colores políticos y no puede estar supeditado a propuestas populistas.

Desconoció también la existencia de la Medicina Familiar en Chile como especialidad Médica de la APS, al declarar que se va a crear la Carrera de Especialista de Atención Primaria. La Especialidad de Medicina Familiar en Chile se desarrolla a nivel Universitario desde 1982 en las siguientes Universidades: Universidad de Chile (1982), Pontificia Universidad Católica (1993), Universidad de la Frontera (1994), Universidad Austral (1995), Universidad de Concepción (1996), Universidad de Valparaíso (1996), Universidad San Sebastián (2016) y Universidad de Santiago. Universidades todas con un alto compromiso por la salud de las personas y por el desarrollo de una Red Asistencial de Salud fuerte y resolutiva.

En 1979 el Dr. Tannenbaum, en Rodelillo, Valparaíso, da comienzo a una experiencia asistencial voluntaria, apoyado por alumnos de las carreras de la salud, consistente en atender los problemas de salud de las personas en forma integral, multidisciplinaria y con enfoque biopsicosocial.[1]

Los programas de Medicina Familiar surgen como respuesta a la necesidad de desarrollar una formación médica sistemática y de excelencia en el ámbito de la Atención Primaria de Salud (APS)[2]. La Medicina Familiar se caracteriza por la continuidad del cuidado, atención integral y cuidado de la familia, en cualquier etapa de su ciclo vital, individual y familiar, enriquecida por el conocimiento acumulativo de los pacientes y los vínculos individuales, familiares y comunitarios que se producen.[3]

La construcción  de un futuro mejor no se debe basar en la destrucción o crítica de lo que ya se ha hecho, se debe basar en ofrecer nuevas perspectivas. La fortaleza de los Equipos de APS y de los Médicos Familiares, como parte integrante de ellos, es justamente el saber construir en la cotidianeidad nuevos caminos según las necesidades de las personas que atendemos. Hemos transitado desde el manejo inmediato de enfermedades infecto contagiosas, hasta la multimorbilidad de nuestros usuarios de hoy, que necesitan una mirada cuidadosa y comprensiva de lo que es el vivir y aprender a vivir con una enfermedad crónica. No se puede ya plantear la práctica de la Medicina como una porción del ser, los usuarios de nuestra red asistencial necesitan una escucha permanente en función de sus necesidades de cuidado. El foco principal de la Medicina Familiar ha sido desde sus inicios ese, la atención centrada en la persona, el comprender al ser humano es toda su compleja dimensión. Eso hace del nivel primario de atención uno más de los niveles de alta complejidad de la red asistencial. La complejidad no está dada por la tecnología, la complejidad está dada por el capaces de acompañar a las personas en su transitar por la vida.

El alcance de la Medicina Familiar no está limitado por la edad, género, órgano o sistema o entidad mórbida. La especialidad de Medicina Familiar, al igual que otras especialidades médicas en Chile tiene una formación de dedicación exclusiva de 3 años de duración. Tiene además como todas las especialidades médicas en Chile una etapa de destinación y formación, con un contingente no menor de Médicos Familiares distribuidos en toda la Red de Salud, 1150 Según la Superintendencia de Salud.

El constructo de la Medicina Familiar como especialidad médica de la Atención Primaria se da en Chile y el mundo. Su desarrollo como especialidad es la estrategia necesaria para brindar las competencias fundamentales para brindar una atención de calidad, humanizada y resolutiva en el contexto de la estrategia de Atención Primaria de Salud.

Los Modelos exitosos en Chile están basados no sólo en una APS fuerte per se, sino que aquellos que cuentan con la presencia de Médicos Familiares en su desarrollo.

La Red Asistencial se construye entre todos, es por ello que planteamos como Médicos Familiares que todos cabemos en Atención Primaria de Salud y en toda la Red Asistencial, en función de las necesidades de las personas.

Nos hacemos eco de las inquietudes de Médicos Familiares del país, las que estamos recibiendo por múltiples vías, personales, de universidades y grupos de trabajo, al conocer los aspectos de la cuenta pública en lo que APS se refiere. En éste contexto declaramos:

1.- Valoramos que el presente gobierno quiera fortalecer la Atención Primaria de Salud. Los Médicos familiares somos y queremos ser aliados estratégicos en esa dirección.

2.- Manifestamos nuestra disposición a ser referentes técnicos en la implementación de políticas públicas que refuercen la APS y el Modelo de Atención  Integral, con enfoque familiar y comunitario.

3.- Insistimos en mantener el Modelo de Atención Integral con enfoque familiar y comunitario, holístico e inclusivo, el que debido a la persistente lucha por mantener el modelo biomédico, no ha sido implementado a cabalidad. La Medicina Familiar es un aporte para mejorar la resolución de los problemas de las personas.

4.- Se requieren políticas públicas que avancen en la retención de los recursos humanos en Atención Primaria de Salud. Los Médicos Familiares somos claves en el proceso.

5.- Requerimos herramientas de trabajo fuertes que permitan definir la fragilidad del sistema para cambiar el curso de manejo si es necesario. Como por ejemplo el PCAT (Herramienta de evaluación de Atención Primaria por sus siglas en inglés), ya validado en Chile y que “permite tener una aproximación al desempeño de nuestro sistema de salud de APS y considerar dos miradas: la visión de prestadores (la del centro que aplica los instrumentos) y la de los adultos usuarios respecto de las distintas funciones de la APS definidas por Starfield y colaboradores.[4]

6.- Valoramos las estrategias sanitarias como el GES y el desarrollo de programas para mejorar la atención de salud. Sin embargo, “la mayor dificultad en la implementación del modelo ha sido la existencia de múltiples programas en la APS, en especial el GES, que fragmentan y verticalizan  la atención, todo lo cual dificulta una atención más personalizada e integrada, como propone el modelo de atención integral, familiar y comunitario. Además las prioridades GES no consideran las características y necesidades de la población a cargo, sino que han sido fijadas en base a promedios nacionales. En estricto rigor, es lo opuesto al modelo de atención integral, familiar y comunitario.”[5] Creemos entonces que es necesaria la definición de nuevas estrategias de control sanitario que adhieran al Modelo de Atención Integral de Salud.

7.- “Se plantea para la atención primaria un pago per cápita ajustado por riesgo con datos individuales y que incluya índices de morbilidad.”[6]

8.- “La calidad de la información es un factor a corregir por razones sanitarias, de control de calidad de los servicios prestados y como medida de control de gestión. Para esto es necesario contar con sistemas de información estadística confiables, consistentes, de utilidad en los distintos niveles del sistema de salud y conocidos por los actores finales de éste”.[7]

9.- “El efecto negativo de metas asociadas a incentivos económicos (metas supeditadas a negociaciones), ha fomentado  la práctica por actividad en desmedro  de favorecer la atención centrada en la persona. Se debe revisar el sistema de los incentivos actuales y buscar fórmulas que realmente ayuden a mejorar la calidad de la atención que le prestamos a nuestra población a cargo y que refuerce a los equipos de salud que lo hacen mejor. Es necesario transitar hacia sistemas de metas por resultado e impacto sanitario, e incluso revertir la mirada hacia indicadores de población sana”.[8]

Desde el Ministerio han llegado voces, a través de redes sociales, aclarando los dichos del Presidente, indicando que la Medicina Familiar sí será la especialidad que será protagonista en los planes que tiene el actual gobierno para la Atención Primaria. Solicitamos ser más prolijos en el futuro evitando dar explicaciones, de tal manera que a todo el mundo quede claro la intención de lo dicho. También solicitamos que en forma pública se valore el rol de los Médicos Familiares en la Atención Primaria.

Valoramos el fortalecimiento de la Atención Primaria y de la Medicina Familiar que impulsa el Ministerio de Salud. Nos ponemos a disposición de él y de todas las instancias que lo ameriten para fortalecer la Medicina Familiar y la Atención Primaria, acciones que irán en directa relación con la mejoría de la Salud de las personas.

 

Dra. Carolina González
Presidenta
Sociedad Chilena de Medicina Familiar

Referencias:

[1] Sociedad Chilena de Medicina Familiar, https://www.medicinafamiliar.cl/medicina-familiar-en-chile/desarrollo-de-la-medicina-familiar-en-chile/; extraído 1/6/2018

[2] Programa de Especialidad Medicina Familiar, Pontifica Universidad Católica;  http://medicina.uc.cl/divisiones/medicina/salud-publica-y-medicina-familiar/medicina-familiar/, extraido 1/6/2018

[3] Programa de Título Profesional de Especialista en Medicina General Familiar, UChile, http://www.postgradomedicina.uchile.cl/med.portal?_nfpb=true&url=9984&_pageLabel=conUrl&1=1; extraído 1/6/2018

[4] Por primera vez: instrumentos PCAT a disposición de Chile, Dra. Alejandra Fuentes http://www.saludpublica.uchile.cl/noticias/122491/por-primera-vez-instrumentos-pcat-a-disposicion-de-chile; extraído 2/6/2018

[5] Fortalecimiento de la Atención Primaria - Propuesta para mejorar la Salud en Chile - “La ley que la Reforma Sanitaria olvidó”, Comunidad de Práctica (CdP); buenasprácticasaps.cl; Octubre 2016

[6] Propuesta de modernización y fortalecimiento de los prestadores estatales de servicios de salud; Centro de Estudios Públicos y Escuela de Salud Pública, Universidad de Chile; Julio 2017

[7] Fortalecimiento de la Atención Primaria - Propuesta para mejorar la Salud en Chile - “La ley que la Reforma Sanitaria olvidó”, Comunidad de Práctica (CdP); buenasprácticasaps.cl; Octubre 2016

[8] Fortalecimiento de la Atención Primaria - Propuesta para mejorar la Salud en Chile - “La ley que la Reforma Sanitaria olvidó”, Comunidad de Práctica (CdP); buenasprácticasaps.cl; Octubre 2016

 

Descargas:
Documento oficial SOCHIMEF respecto a Cuenta Pública Presidencial - Junio 2018

Mensaje Presidencial 2018 - Sección Salud (acceso desde http://mensajepresidencial.gob.cl)

 

A %d blogueros les gusta esto: